Páginas vistas en total

martes, 26 de abril de 2011

Abismo lo escribo con "v" cuando nadie me ve.

Te quise un poco,
lo justo y necesario para que supieras qué era lo que perdías
cada vez que tirabas de la cuerda y aflojabas después.
Ahora ya no te quiero nada,
lo justo y necesario para que sepas que ya no te veré volver.
Ayer te quise mucho,
lo justo y necesario para que te marcharas.
Ahora quiero de verdad,
lo justo y necesario para no quererte a ti.

jueves, 7 de abril de 2011

Los momentos del día.

Por la mañana el vapor del agua que llenará tu taza de té y empañará tus gafas.
Al mediodía el ruido en tu estómago que anuncie el hambre.
Por la tarde el escozor de tus pómulos hartos ya de tanto admirar al sol.
Por la noche tus pupilas dilatadas al fin, después de tanto menguar ante tras los cristales tintados.
Antes de irte a dormir, ya en la madrugada, las manos en la entrepierna evitando el vacío.

Tac-tac-tac-tac. Sobre uñas y madera.

De entre todas las cosas me quedo con el ruido que hacen tus uñas al golpear la mesa con un ritmo dispar y una pésima frecuencia. Pero lo que de verdad quiero hacer mío es el momento en que vuelcas tus intenciones en que yo lo vea, lo note, lo perciba. Ese detalle lo hiciste importante al pensar en mí y yo, por eso mismo, con él de entre todas las cosas, me quiero quedar.

martes, 5 de abril de 2011

No es esto de lo más bello que a una le pueden llegar a decir?


"Cuando esté contigo no quiero leer libros.
Cuando esté contigo quiero que me cuentes todo lo que está en tu cabeza."